the NERVOUS butterfly

the nervous butterfly

 

 

    Mediante el uso de técnicas de histología podemos observar el sistema nervioso a nivel microscópico. A veces como resultado de nuestra incansable búsqueda de patrones por parte del sistema visual, nos sorprenden patrones que nos recuerdan a otros objetos u organismos. Normalmente suelen ser smilies que desembocan en una risa interior. Otros te sorprenden y te dejan fascinado, sin poder dejar de mirar. Ese es el caso de la imagen que podemos ver arriba. Se trata de una sección horizontal de la médula espinal de un ratón.

    Podemos observar como la parte central guarda un tremendo parecido con las alas de una mariposa. Esa parte es precisamente la sustancia gris, donde residen los cuerpos (o somas) de las neuronas. Por otro lado aunque parezca irónico pues en la imagen los colores aparecen invertidos (licencias artísticas), la zona de alrededor es conocida como sustancia blanca, debido a la mielina que recubre los largos axones que parten de los somas. Esta “mariposa” tiene sus partes bien documentadas y sabemos bastantes cosas de ella. Por ejemplo, los extremos superior e inferior (con respecto a la imagen) de las alas reciben el nombre de asta dorsal y asta ventral, y cada una guarda una función. Por el asta dorsal vienen los axones aferentes, los que traen información, mientras que por el asta ventral parten los axones eferentes, los que envían la información hacía el sistema periférico.

Patellar-knee-reflex
Diagram of Patellar (Knee) Reflex. CC BY-SA 3.0

 

    En la zona central existe un gran numero de interneuronas que conectan los axones aferentes con las neuronas eferentes, siendo capaces de procesar la información y de crear los llamados reflejos, es decir, acciones que pueden ser llevadas a cabo automáticamente en respuesta de un estimulo sensorial. Sí, sin tener que intervenir el Sistema Nervioso Central. Aunque esto no descarta que exista una posible vía reguladora por parte de este último para que el reflejo no se lleve a cabo. Un ejemplo de este tipo de reflejos es el rotuliano (patellar en ingles) que podemos ver en el gráfico de arriba. Ante un golpe en la rotula es enviada información a la médula que rápidamente envía una información para activar el músculo que moverá la pierna.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Test de Turing *
Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.